Últimas compras y visitas por Varsovia

Día 7 (09/10/15)

Nos vamos a la estación y pasamos por alguna tienda del centro comercial. Hemos quedado con la pareja de ayer porque no hablan inglés y casi pagan un taxi a Varsovia.. Les decimos que no se preocupen que nosotras les cogemos el ticket y vienen con nosotras de regreso.

Nos compramos unas blusas que nos han gustado, Raquel en rosa y yo en blanca a 7,5 -euros/ blusa ( baratísimo) y nos vamos al andén. Ojo a las dos vías. Volvemos viendo el paisaje otoñal de Polonia. A la ida estaba oscuro y no pudimos verlo. Vemos cómo los agricultores trabajan con máquinas viejas, hasta vemos algún caballo labrando! El salario mínimo en Polonia ronda los 400-euros /mes y el salario medio los 800/euros cuando en España el salario mínimo ronda los 900-euros. Otra cosa chocante es que si cruzas la carretera por donde no debes te multan con 50-euros.

Llegamos a Varsovia en dos horas y media y dejamos las maletas en una consigna por 12 zlotys durante 24 horas según pone. Nos vamos de compras, Raquel compra una bufanda pañuelo por 39 zlotys. Yo unas botas por 220 zlotys. Volvemos a cambiar dinero a 4,18. Cada vez mejora el cambio.. Vamos de tienditas un rato y comemos en el centro comercial en un KFC por unos 30 zlotys. Nos vamos al metro (1,70 billete) y paramos en Ratusz Arsenal. Queremos ir a la iglesia de la Visitación de la Santísima Virgen María. De camino vemos el monumento al alzamiento (portada). Veremos también la estatua de Marie Curie.

En c/ Zankowy 15/19 casi llegando a la plaza del palacio nos comemos un gofre por 6,5 zlotys que está buenísimo. Volvemos andando y veremos la tumba del soldado desconocido iluminada de manera curiosa y custodiada por militares.

Volvemos al centro comercial y bajamos al super para comprar detalles. Gastamos los últimos zlotys en bombones, chocolate Wedel buenísimo, en queso ahumado con aspecto de mazorca de maíz que es una delicia, batidos, etc..

Con todas las cosas cogemos un taxi al hotel  Okecie airport por 40 zlotys. Dormimos esa noche allí  pagando 273 zlotys y nos lleva gratis al aeropuerto. Volvemos al hogar y hacemos escala en Bruselas.

El viaje a Polonia ha sido genial. Muy económico y las ciudades visitadas con mucho encanto. Sobre todo Cracovia. Los polacos amables, mucha gente joven y algún alcoholizado que otro… Nos queda buen sabor de boca, sobre todo después de probar su chocolate Wedel y su queso ahumado.

De volver algún día iría a los Cárpatos y a Poznán, (para ver naturaleza a las montañas y a Poznan para ver sus pequeños duendes ocupando cualquier zona de la ciudad.)

La historia que rodea a Varsovia y a Cracovia es tremenda y merece la pena coger estos free tours para documentarte. Las historias de los judíos son impactantes y las atrocidades cometidas no sé cómo pudieron permitirse…

 

 

SobreItziar

Me encanta viajar y vivo mi día a día pensando en mi próxima aventura. Espero que disfrutéis leyendo mis relatos alrededor del mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *