Visitando las playas de Mykonos

20/08/14

Nos levantamos pronto porque hoy toca ruta de playas. Queremos ir a Agios Sostis y Panormos. Tras un buffette a todo postín repleto de zumos, mermeladas, pasteles, embutido, bollos  y demás nos vamos a la primera playa. Agios Sostis está desértica y no hay ninguna sombra. Ana se ahorra el esfuerzo de bajar, yo investigo un poco para ver si nos podemos quedar. Teniendo en cuenta que estamos más blancas que la leche y no tenemos sombrilla no nos arriesgamos. Vamos a Guilty Beach, está al lado de Panormos y en esta hay demasiada hamaca y ninguna sombra gratuita..  Acabamos en Panormos bañándonos y descansando. Decidimos visitar también Porto Ornos donde tomamos un refresco, zumo de naranja a 4 -euros y Nestea a 2,5-euros. En esta playa se ve más gente. Tiene tiendas pegando a la playa carísimas. Andamos un poco y vemos una hamaca gigante donde nos sentamos discretamente. Estamos un buen rato y nadie nos dice nada. Además estamos a la sombra y tan tranquilas. A los 40 minutos aparece una camarera y nos dice que la hamaca sale a 12-euros todo el día. Nos marchamos porque tenemos suficiente playa de momento.. Buscamos el quad y no lo encontramos. Nos damos un susto terrible y resulta que nos lo han aparcado en otra zona. Al parecer no podían meter su coche y nos lo han cambiado de sitio. Parece que esto es habitual..

Nos vamos a nuestra hora de talasoterapia y a la ducha. Tenemos hambre y cuando nos disponemos a coger el quad no arrancaba, tuvimos que llamar a nuestros hermanos griegos para que vinieran a ayudarnos. Resulta que no pasaba nada extraño.. Ahora iremos a la playa de Yiannis y de camino paramos en Bellissimo Pizza y Pasta donde por 24-euros comeremos pizza, pasta y beberemos agua. Llegamos a la playa y sentadas vemos el atardecer desde arriba. Volvemos y nos acercamos a playa Super Paradise. Encontramos sin problema pero hay una cuesta horrible que casi no suben ni las motos con lo que aparcamos arriba y vemos el ambiente sin bajar. Vemos el como se oculta el sol y cómo bajan chicas medio desnudas con los tacones en la mano provocando al personal. Los chicos las silban.

 

Decidimos volver al pueblo y callejeamos de nuevo. Descubrimos nuevas zonas y nos sentamos a ver el desfile. Se nos presenta Niko, un griego mayor que quiere entablar conversación. Mientras charlamos nos comemos un helado comprado en Yogourt Berry (7,70-euros). Vemos de repente una gogó pasadísima vestida para bailar que se va quedando con la gente.. Flipamos un rato..

Nos vamos a descansar.

SobreItziar

Me encanta viajar y vivo mi día a día pensando en mi próxima aventura. Espero que disfrutéis leyendo mis relatos alrededor del mundo.

One comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *