Yogyyakarta -Día 4

Hoy nos levantamos más tarde, toca ver la ciudad y no tenemos que madrugar necesariamente. Bajamos a desayunar, pero previo  buscamos una lavandería pero no está abierta y pasamos por el del cambio de dinero que nos saluda. Ya desde las 9.00 de la mañana hace un calor terrible. Subimos a ducharnos, desayunamos  y esto sí que es un desayuno en condiciones. Tomamos tortilla, arroz, fruta, curasanes y queso. Y volvemos a ir a la lavandería pero no tenemos suerte.  Nos acercamos al mercado de Beringharjo y por fin lo tenemos abierto. Es grandísimo y está atestado de puestos de ropa, comida, cacharros.. Asier se agobia un poco y protesta porque no se ven los alimentos a primera vista. De hecho nos guían hasta la sección de la fruta porque es como un laberinto. Nos vamos y compramos a una señora una especie de higos por 2000 rupias. Nos da a probar, es blanco por dentro y duro, no está muy bueno.. el sabor es raro.. Lo que nos sobra se lo damos a una mendiga. No hay muchos pero alguno ya se ve. Bajamos ahora a Kraton y vemos un espectáculo de día donde hay unos presentadores y un grupo de animación bailando. Es curioso porque muchas parejitas van en moto y aparcan al pie del escenario y se quedan sentados en la misma contemplando esa especie de show de entretenimiento. Nos acercamos a unos puestos que nos dicen están vendiendo suplementos energéticos ( y desde luego que con este calor hace falta energía.. ). Ahora entraremos en el palacio del sultán. Vemos la entrada cerrada con cadenas y un chico dice que es pronto para ver el espectáculo. Que le acompañemos primero a ver marionetas. Nos adentra andando a la ciudad amurallada, Asier desconfía.. Tras andar unos 400 metros un hombre nos explica el proceso de las marionetas que hacen en piel troquelada. Las marionetas representan símbolos de cabeza, cuerpo, extremidades, corazón y mente. Los precios de este taller rondan entre los 300.000 rupias y las 900.000 rupias con un 20% de descuento. Asier se pone de mala leche porque se piensa que nos van a engañar.. Nos despedimos como podemos y volvemos con el chico al palacio. Se escusa porque el teatro ha comenzado, pero llegamos a tiempo. La entrada cuesta 25.000 rupias los dos y 1000 por la cámara. Entramos y vemos gamelan. Varias chicas bailando con música característica del país. Muy bonito y expresivo..

P1030058

Una vez terminada la obra visitamos el palacio.

P1030072

Hay zonas a las que no se permite sacar fotos.  Concretamente en la sala central donde hay dos jarras enormes. Tienen una colección de arte y varias antigüedades. Contemplamos el uniforme de los guardias que nos choca porque llevan un sable a la espalda que impone bastante.

P1030077

Salimos al calor de nuevo y un becak nos ofrece ir hasta el palacio de agua por 20.000 rupias. Nos pregunta si queremos ver más y le digo que queremos ver el barrio de Kota, me dice 50.000 este incluido. Aceptamos y vamos un poco justitos.. Asier es xxl.. Imaginaros un hombre delgadito llevando en bici unos 160 kg.. encima con un calor terrible.. Llegamos al palacio y está chulo! Vemos una pareja que se está haciendo fotos con trajes especiales, quizás sea un aniversario porque son mayorcitos.. La entrada al palacio de agua cuesta 25.000 los dos con 1000 rupias más por portar cámara.

Ahora nuestro taxista nos lleva a Kota, vemos varias joyerías donde están las famosas filigranas en plata. Hay cosas preciosas y la verdad es que tienen muchísimo trabajo.

Después vamos a  visitar una fábrica de batik. El conductor pincha una rueda.. pobre hombre! Entre el calor y el peso me está dando una penica.. Nos dice que esperemos un poco y consigue un becak en poco tiempo. De mientras unos estudiantes se fotografían con nosotros, debemos parecerles curiosos tan blanquitos..jiji

Le digo que aquí acaba el recorrido y que ya no queremos becak, preferimos ir andando por no verle sufrir. Me dice que nos lleva al hotel por 150.00, le digo que no, dice 130.00, le digo que no, 100.000 y le digo que preferimos ir andando.. se extraña.., me pregunta si es caro, le digo que no, pero que no cabemos bien en el asiento y queremos estirar las piernas.  Nos acaba llevando a la fábrica de batik y le doy 100.000 por su esfuerzo. Nos da la mano agradecido.

Estamos en c/ Tirtodipuran 48, entramos en Batik Plentong donde me compro una falda por 216.000 rupias. (valía 270.000). Viva el regateo.. Nos dan zumo o agua antes de salir. Hace un calor terrible. Ahora llega una excursión..

Decidimos comer en esta misma calle. El restaurante donde nos metemos se llama KMeals n.67.  También es guest house. Por 140.00 comemos genial, arroz frito con pollo, huevo, gamba con buena presentación. Un plato de spaguetti buenísimo y un calzone. Para beber coke y un te frio. Recomendable!

Ahora caminamos dirección Kraton. Llegamos a una plaza donde están las dos higueras de bengala. Dicen que traen fortuna si uno es capaz de caminar entre ellas dos sin percances y con los ojos cerrados. Ves a la gente intentándolo. Yo también lo hago..jiji

Seguimos andando y la zona que paseamos tiene tascas típicas del lugar. Compramos por 3000 rupias una botella de agua y por 3000 una de te verde de limón.

Por fin llegamos a Kraton, la zona que rodea el palacio y vemos que hay cantidad de adolescentes. Hay muchos autobuses y nuevamente nos piden sacarnos fotos con ellos. Se sacan muchísimas y nos agradecen. Charlan con nosotros y nos dicen que son del Este, a unos 100 km de ahí. Nos preguntan si nos está gustando su tierra.

De ahí nos vamos a Malioboro y vemos una tienda refrigerada que recomiendan ver en alguna guía. Se llama Mariota Batik y tiene muchas artesanías, además de unas marionetas de las que me enamoro pero por problemas de logística no me puedo llevar.. qué pena..

20140504_182651

De ahí entramos en alguna otra tiendita y Asier ya cansado protesta. Nos vamos ya al hotel y en el lobby nos tomamos un Milo ( batido de chocolate famoso en Asia) y un sprite.

Le dejo descansando y me voy durante una horita a ver más tiendas. Compro un pareo por 49.500 y me vuelvo al hotel tras un asedio de los conductores de becaks. Caminos rápido tras miradas insidiosas.

Asier ya está más relajado y volvemos a salir para cenar, en la misma calle del hotel en Batik Resto cenamos por 100.000 unos noodles con marisco y un sandwich de pechuga de pollo con patatas. Regado con limonada y zumo mixto.  Nos vamos a dormir y a recoger porque mañana toca Bromo y hasta allí son 11 horas de viaje!

4/5/14

SobreItziar

Me encanta viajar y vivo mi día a día pensando en mi próxima aventura. Espero que disfrutéis leyendo mis relatos alrededor del mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *